Dormir bien para lucir una piel radiante

El sueño es uno de los mejores tratamientos de belleza que existen. Durante el día la piel trabaja para protegerse del sol, del viento, de la contaminación y del estrés. Pero al llegar la noche es su turno para descansar y regenerarse.

dormir piel radiante Dormir bien para lucir una piel radiante



Durante la noche se activa la microcirculación y el drenaje, favoreciendo la eliminación de toxinas. La respiración es más lenta y profunda haciendo que la piel se oxigene más rápidamente. Por eso cuando no se duerme adecuadamente los efectos en la piel son instantáneos falta de vitalidad y luminosidad, ojeras y cutis grisáceo.
Para lucir una piel radiante dormir bien es fundamental pero además podemos ayudar a la piel con tratamientos naturales que la ayudan a regenerarse para estar resplandeciente y bonita al empezar el día.
Lo primero es hacer una limpieza adecuada que elimine las impurezas y restos de maquillaje sin irritar ni resecar. El segundo paso es aplicar un tónico que optimice la acción purificante de la leche limpiadora, refresque y ayude a conservar su elasticidad natural. Una vez limpia y tonificada la piel está preparada para recibir un tratamiento facial de noche que potencie la renovación natural de la piel y favorezca la conservación del equilibrio hidrolipídico durante la fase nocturna de regeneración, aportando nutrición, energía y elasticidad.

Para estimular las funciones naturales de la piel se recomienda aplicar la crema dando un suave masaje, sobre la cara y el cuello, utilizando sólo la cantidad que la piel pueda absorber. Si se ha aplicado demasiada, puede eliminarse suavemente el exceso de crema con un pañuelo.

Consejo:

Para potenciar el efecto nutritivo y regenerador de la crema de noche, tras su aplicación, colocar sobre el rostro una toalla humedecida con agua templada y dejar actuar unos minutos.

Dejar un comentario