Cuidados faciales para pieles de más de 55 años

En pieles de más de 55 años, el proceso de envejecimiento se acelera y la piel se vuelve más exigente. Los cambios más evidentes son los pómulos, que aparecen más hundidos, y la mandíbula, que se relaja. La piel se vuelve más sensible y ya no podemos utilizar todo tipo de cosméticos. Estos han de ser suave y preferiblemente formulados con activos naturales.

cuidado piel mas 55 años Cuidados faciales para pieles de más de 55 años



Averigua cuales son los cuidados faciales y los cosméticos más adecuados para ti. Para mantenerla joven durante más tiempo sigue estos consejos.

Cuidados faciales imprescindibles

Acción conjunta: Los expertos aconsejan combinar un poco de todo, cosmética y tratamientos, dependiendo del estado de la piel, en la que intervienen factores genéticos (en un 25%) y medioambientales (un 75%).

Qué cremas faciales debes utilizar

A partir de esta edad lo más importante es combatir la flaccidez y la pérdida de densidad. Para ello, nos pueden beneficiar los siguientes activos:

  • La soja y el iris redensifican la piel, como si la rellenaran.
  • La rosa mosqueta o el silicio tienen una potente acción antiflaccidez porque estimulan los fibroblastos (fabricantes de elastina, la materia que permite a la piel ser elástica).
  • El caviar es muy nutritivo y además, energizante.
  • El calcio interviene en la síntesis de lípidos de la epidermis y en la formación de las estructuras que dan solidez a la piel.
  • Los activos calmantes son básicos a esta edad. Los más efectivos son las aguas termales y algunos extractos vegetales como el de caléndula.

Practicar ejercicio suave también influirá faborablemente sobre tus hormonas y se verá reflejado en tu rostro.

La constancia es la clave: no olvides cuidar tu piel a diario.

Dejar un comentario